Pala elevadora de pasteles

Pala elevadora de pasteles

Hace ya bastante tiempo que os hablamos de la pala para pizza de uso doméstico, y como os comentamos, la compramos para manejar mejor nuestras pizzas, pasarla de la mesa de trabajo al horno, del horno al plato… Se ha convertido en un utensilio muy práctico para distintas labores culinarias, entre ellas, es una estupenda pala elevadora de pasteles.

En los últimos años han salido al mercado varios modelos de palas de este estilo, distintos fabricantes de utensilios de cocina han diseñado su pala para pizzas, para panes y para pastelería. Algunas son rectangulares, otras son redondas, unas específicas para tartas y otras más versátiles. Ahí está lo interesante.

Apostando como siempre por los utensilios o accesorios de cocina a los que podemos dar más de un uso, os recomendamos que vayáis a lo práctico, más que a los productos de marca o con diseños más bonitos, y sin olvidar la buena relación calidad-precio.

Nuestra pala para pizzas y pasteles lo cumple, ya sabéis que es de Lacor, tiene unas medidas de 26 x 37 cm. y su precio ronda los 10 euros. Con medidas similares se puede encontrar la pala o base de tarta de la marca Gefu, hace aproximadamente 25 x 34 cm., y su precio es de 16 euros. Ésta no tiene el mango de plástico como la primera, es toda de acero inoxidable.

Una tercera opción que os puede interesar es la que ofrece Wilton, especialistas en utensilios de repostería y pastelería, es algo más pequeña, mide 20 x 20 cm., y su precio también es superior al de la primera, ronda los 18 euros. Lo bueno de estas dos últimas es que el mango, con plástico o no (la de Wilton sí tiene) está ligeramente elevado, pueden resultar más cómodas de coger.

En cualquier caso, nos parece un complemento muy práctico para quienes habitualmente elaboran pasteles, pizzas, panes y otros productos horneados de cierto tamaño y delicadeza a la hora de cambiarlos de superficie. Son de acero inoxidable, lo que garantiza su larga vida útil y además, aunque tengan gran tamaño de superficie, al ser tan finas (y ligeramente flexibles, que también es interesante), se pueden guardar fácilmente en cualquier armario de la cocina.

Pala elevadora de pasteles

Lea la receta completa: Gastronomía & Cía